miércoles, 11 de junio de 2008

El fin de todas las cosas

Vuelve Expediente X. Cual Fénix, renace de sus cenizas. Y en formato cinematográfico. He aquí que tendremos la oportunidad de ver a Gillian Anderson retocada y al señor Duchovny maquillado. Los años no perdonan. La cirugía, tampoco.

Y perdónenme que no me caiga del entusiasmo, pero esta servidora de ustedes cree que esta secuela es innecesaria (aunque iré a verla). Para los auténticos devotos, los que se compraron la serie entera en DVD, rezaron para que Tele 5 entrara en razón y pusiera las tres últimas temporadas y amaron a Scully desde la primera temporada, les dejo la escena final de la novena. O, lo que es lo mismo, el fin de todas las cosas.

Para compensar el spoiler, dejo por aquí el mejor final de todos. Youtube es grande, aunque el Príncipe de Asturias se lo haya llevado Google, :)

4 comentarios:

Samu dijo...

Joder, ese momento con Cheer no se me olvidará nunca xDDDDD

La pequeña Delirio dijo...

Es que es bonito, bonito! ;)

Duckland dijo...

¿Qué puedo decir? Soy justo eso que dices, hice todo eso que dices y haré todo eso que dices.
Pero no se le niega la razón a quien la tiene: iremos a verla, claro, aunque no haga falta. Aunque cualdo salgamos del cine corramos con los puños cerrados a escuchar cantar a Cher.

Bien por la entrada -me siento vanidosa hoy ;)-

La Gata Ciempiés dijo...

Durante mi más tierna pubertad estuve enganchada a esta serie no veas cómo. Y siempre sufrí por no poder ver como se enrollaban Mulder y Scully (¡qué morbo me recorría el cuerpo en los momentos de tensión!).
Jo, me has tocao la fibra....... y claro que pienso ir a ver la peli.

Por cierto, al principio pensaba que era un tío el cantaba...

Y lo más fuerte de todo: ¡¡¡SALE JERRY SPRINGER!!!!!